Alimentos para engordar glúteos

Somos muchas las mujeres que no estamos al 100% conforme con nuestra figura, algunas no estamos satisfechas con nuestro busto, brazos, piernas, caderas, cabello o con cualquier otra parte de nuestro cuerpo; hoy conversaremos de una parte de una zona que muchos hombres ven al momento de conocernos… Los glúteos.

Si quieres saber cómo aumentar de forma natural tus glúteos, aquí te daremos varios tips y consejos para hacerlos crecer de forma natural, sin cirugías, aprovechando la grasa de nuestro cuerpo, alimentos enriquecidos en carbohidratos y proteínas.

Es importante destacar que antes de someternos a una dieta para el aumento de glúteos no padecer de ningún tipo de enfermedad, puesto que esta rutina alimentaria consta de carbohidratos, vegetales, lácteos entre otros que pueden causar algún efecto secundario en el organismo en caso de padecer algún diagnóstico médico.

Ahora bien, para incrementar los glúteos de forma natural se debe llevar una dieta balanceada, donde debemos incluir el consumo suficiente de proteínas, puesto que estas son las antecesoras de las células del cuerpo y permitirá a los glúteos estar constituidos por más músculos que grasas, y a su vez hacerlo más flexible y firme.

¿Cuáles son los alimentos ricos en proteínas? En esta categoría encontraremos las carnes (carnes de animales de mataderos, animales de granja, carnes de casa,) embutidos (grasas animales, harinas de cereales, sales, aromatizantes, colorantes y otros aditivos), pescados, crustáceos y moluscos, huevos, legumbres y frutos secos.

Entre los frutos secos se puede ingerir las nueces, cacahuates y almendras, por ser ricos en grasas y saludables ayudarán a aumentar los glúteos, el aceite que contienen son importantes para el desarrollo de los músculos. Las grasas saludables de almendras y nueces son ideales.

Tips: Saca provecho de las carnes magras, como el pollo sin piel y los pescados, estos son muy beneficiosos, la carne roja inclúyela en menores proporciones, procurando siempre escoger formas de cocción saludables, como prepararlas a la parrilla o a la plancha, teniendo siempre presente colocar poca materia grasa.

En cuanto al consumo de huevo, sabemos bien que es una fuente saludable de proteínas, pero no incorporemos siempre la yema para así poder mantener los niveles de colesterol normales y evitar de esta manera alteración en nuestro organismo; su composición te servirá especialmente para generar mayor masa muscular de forma fácil y rápida.

Recomendaciones: se aconseja consumir de dos a tres veces por semana las carnes, el hígado debe ser consumido semanalmente y al menos una vez cada quince días, los embutidos consumirse ocasionalmente, hasta 2 veces por semanas; los pescados se deben ingerir de tres a cuatro veces por semanas, huevos de tres a cinco unidades semanal, las legumbres y frutos secos dos o tres veces por semana.

Otro aspecto a tomar en cuenta para el aumento natural de los glúteos es evitar que el azúcar se acumule en la sangre; el cuerpo utiliza la azúcar como primera fuente de energía y hace que las grasas se depositen en los glúteos y otras zonas del cuerpo, es por ello que es imprescindible reducir el consumo de azúcares.

¿Solo con alimentos se aumentan los glúteos?

Ahora bien, no solo podemos ingerir alimentos para que mágicamente los glúteos aumenten, es importante desplazar las grasas almacenada en aquellas zonas que no deseamos a nuestros nalgas, con estos desplazamientos estaremos provocando que la grasa de esta área del cuerpo aumente para que posteriormente transformarlas en masa muscular.

Como ya lo mencionamos la dieta para el aumento de los glúteos debe incluir frutas, pero estas deben ser bajas en carbohidratos simples, por eso te recomendamos consumir fresas, zarzamoras, toronja, limón y pera, con estas frutas aportarás al cuerpo el tipo de carbohidrato que se requiere, adicional a esto evitaras elevar en exceso la cantidad de azúcar al torrente sanguíneo.

Tips: a continuación te dejaremos un ejemplo de menú para aumentar los glúteos con los alimentos que te hemos dado hasta el momento:

– Desayuno: Un huevo junto a dos rebanadas de pan tostado con media cucharada de aceite de linaza.

– Merienda: ½ taza de yogurt sin grasa

– Almuerzo: 1 taza de pasta integral acompañado de una taza de espinaca, ½ taza de salsa para pasta y cuatro onzas de pollo a la parrilla.

–  Merienda: ¼ de taza de almendras

– Cena: cuatro onzas de salmón a la parrilla, ½ de arroz, una taza de brócoli al vapor y una taza de coliflor y zanahorias.

El menú presentado suma un total aproximadamente de 1.200 calorías al día, es ideal incorporar estos alimentos a la dieta diaria, de esta forma los glúteos aumentarán de tamaño y se verán como deseas, también puedes rotas las comidas de acuerdo a los alimentos antes mencionado para el incremento de esta zona.

Ahora bien, es importante destacar que con cumplir esta dieta durante treinta días, no aparecerá mágicamente un glúteo perfecto y definido, la alimentación es uno de los puntos claves para que esto ocurra, pero ahora debemos ayudar a nuestro grupo de dirigir los carbohidratos a la zona deseada con una serie de ejercicios.

Es importante recalcar que nuestro cuerpo proviene en un 30% del entrenamiento físico y en un 70% de nuestra dieta, así es que si deseamos obtener silueta curvilínea, con una buena cintura y unos glúteos que dejen a más de uno sin aliento, se debe realizar cambios tanto en la alimentación como en el ritmo de vida.

Muchas de las personas piensan que hacer solo ejercicio es suficiente para obtener buenos glúteos, desafortunadamente ese no es así, debido a que muchas están perdiendo de vista el elemento clave y esencial del crecimiento muscular y la recuperación, es decir, de las proteínas.

Los glúteos es una de las zonas del cuerpo que en muchos casos se descuidan obteniendo como resultados que el músculo se encoja, se aplanen, se hundan o incluso se deformen debido a la grasa corporal adicional. Es por esto que es imprescindible realizar un entrenamiento de resistencia y un entrenamiento con pesas, para así ganar tamaño y tonificar los glúteos al máximo.

Glúteos con ejercicios en 3, 2, 1

A continuación te daremos algunos de los ejercicios que puedes realizar desde casa para aumentar y tonificar las posaderas: las sentadillas, hay varias posiciones de los pies que se pueden implementar pero la mejor es posicionar los pies separados a la anchura de los hombros o ligeramente aún más separados.

Sentadillas sumo: con este ejercicio tonificaremos los muslos interiores a la vez que damos forma a los glúteos, se puede desarrollar con dos mancuernas (una a cada lado) o utilizar solo una mancuerna pesada frente a ti, debes mantener la espalda recta, las piernas separa un poco más que la anchura de los hombros, doblando las rodillas hasta que las piernas se encuentren paralelas.

Si no tienes tiempo para ir a un gimnasio puedes hacer los ejercicios de peso muerto, estos son ideales para los glúteos, trabaja la parte inferior, así como los tendones de las corvas. Las media sentadilla o estocada es muy parecida a la sentadilla tradicional, la diferencia es que en lugar bajar hacia el piso lo que debes hacer es dar un par de pasos hacia adelante con un pie, lo más exagerado que se pueda.

La extensión de cadera, para este ejercicio debes estar acostada o en un banco y las caderas deben quedar en el extremo, con los pies colgando hacia abajo, levantando ambas piernas al mismo tiempo, haciendo fuerza con los músculos de los muslos y de los glúteos.

Las elevaciones consisten en ponerte de pie frente a un banco o silla que sea resistente y alta para poder inclinar una rodilla en un ángulo de noventa grados y pararte sobre ella. El levantamiento de pelvis es otro de los muchos ejercicios caseros útiles, solo debes acostarte boca arriba en una colchoneta, apoyar las plantas de los pies en el piso, flexionando las rodillas y colocando los brazos a los laterales del cuerpo.

La presión de glúteos y las patadas son muy similares, debes colarte en posición de perrito y elevar una pierna y posteriormente la otra, haciendo presión en el área del abdomen, muslos y glúteos, puedes colocar un poco de peso en los tobillos para ganar resistencia.

Ahora surge la interrogante… ¿Cada cuánto se debe entrenar los glúteos? En caso de los ejercicios caseros sin pesos puedes realizaros de tres hasta cinco veces por semana, todo dependerá de tu nivel físico y tu disponibilidad de tiempo, es recomendable descansar un día de por medio.

Para los ejercicios con pesas, lo recomendado es entrenar hasta un máximo de dos veces por semana en días separados, logrando descansar los otros días o entrenar otras partes del cuerpo como los brazos, la espalda o el abdomen, ya que estas son las principales zonas donde se nos queda acumulada la grasa.

¡Enhorabuena, ya tenemos un régimen alimenticio y unos ejercicios fáciles y prácticos, es hora de aumentar nuestros glúteos y ser la sensación entre todas nuestras amigas, ¿y por qué no? Hasta ser el centro de atención a lugar donde lleguemos!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *